La puntita

Resulta difícil creer en las casualidades cuando se trata de productos en el mercado. Y estos días coincide el lanzamiento de al menos, dos series de ebooks de bajo precio dedicadas a la crítica musical en plan serio pero breve.

 La primera de ellas es “Single Notes” que parte de Rhino Records.



 Entre la primera ronda de libros uno puede encontrar algunos dedicados a Chic y el final de la era Disco, los Beastie Boys, Grateful Dead, el CBGB (en teoría, gratis durante dos semanas) y la vida como fan de Duran Duran.


 La segunda de ellas es “Faber Forty-Fives”, que juega además con la estética de los singles de vinilo.




En este caso, los capítulos están extraídos del catálogo pop de la editorial incluyendo entre sus temas a Syd Barrett, Fairport Convention, Roxy Music, Nick Kent, los Sex Pistols y el Post-Punk (británico).


 Supongo que en el caso de plantear un comentario sobre el asunto, dos posibles trayectorias aparecerían pronto: una es la de tratar estos libros como un cebo que permite a los lectores interesados acercarse a unos libros sobre los que pueden estar interesados pero no saben muy bien si son para ellos o siempre encuentran una excusa para postergar la compra por otras cosas más inmediatas en su lista de prioridades. La otra sería el asunto de la portabilidad, la flexibilidad y el consumo rápido. Son libros que en teoría deberían leerse de forma rápida, suficiente para hacerte compañía en una serie de trayectos o en un viaje largo, sin tener la sensación de perderse la complejidad del asunto o poder volver sobre las partes a las que se les ha prestado menos atención.